Un buen cepillado para un pelo sano

ponermeguapa-buencepillado

Un buen cepillado diario es el principio de un pelo sano y brillante. Tanto por la mañana como por la noche. ¿Nos vamos a dormir y toca? Pues sí. Al igual que nos ponemos crema nutritiva y contorno de ojos, toca cepillar.

Esto tiene tres grandes ventajas:

  • Activa la circulación del cuero cabelludo.
  • Elimina los restos de polución.
  • Evita que se enriede.

En el mercado hay cientos de cepillos a nuestro alcance, pero, una recomendación importante es que no hay que utilizar cepillos de metal. Es mejor optar por los de madera porque los de aluminio provocan que el agua en el interior del pelo hierva, y rompa la fibra capilar.

Para cabelleras con poco pelo cualquiera que sea de madera puede servir, para aquellos casos con volumen o más cantidad de pelo, es mejor usar los de pala. Entre las marcas destacadas Euro Stil (más económica, entre 6 y 10 euros) o Marlies Möller (unos 40 euros). Con este tipo de cepillos, con una sola pasada, coges más cantidad de pelo, y hay menos fricción. Los de púas anchas ayudan a desenredar más. Una advertencia. Cuando el pelo está mojado o húmedo si cepillamos con mucha fuerza para desenredarlo, o tiramos de él, es muy posible que se rompa. Puede ser tan dañino como secarlo a altas temperaturas. Un truco: si media hora antes de lavar el pelo, aplicamos unas gotas de aceite de oliva, argán o almendras, solamente en puntas, luego veremos que está mucho más hidratado y brillante. ¡Vitaminas rápidas y baratas para tu pelo!

ponermeguapa-Cepillo Euro Stil
Cepillo Euro Stil

Leyendas urbanas sin fundamento

ponermeguapa- Cepillo Marlies Möller
Cepillo Marlies Möller

Existen auténticas leyendas urbanas que se han ido extendiendo y, en realidad, carecen de fundamento. Una de ellas es la de “hay que cambiar de champú, de vez en cuando, porque el pelo se acostumbra”. Esto no es cierto, lo único que ocurre es que a la mejoría inicial que notamos cuando comenzamos a usarlo, luego ya no es tan llamativa con el uso continuado.

La otra leyenda es esa de que si cuidamos bien nuestro cabello, alejado de agresiones como las planchas de pelo, secadores, mechas o tintes, tendrá más cuerpo, más grosor. Tampoco es cierto: son los genes los que determinan el grosor del pelo.

¡Por un pelo bonito, cuidado y con estilo!